Una película regular: “UN HOMBRE CAYO AL RIO”. Teatros Santa Lucía y Continental.
Películas relacionadas
Personas relacionadas
1897
Napoles, Italia

Hará reír y pasar el rato, porque esto fue lo que se buscó y se logró, este segundo estreno chileno de 1945.

Con un argumento intrascendente que escribió Álvaro Puga, se dio en la vena cómica, con mezcla de astracanada, de Lucho Córdoba. El popular actor exagera la nota, como siempre; se prodiga en la mímica y consigue efectos teatrales.

Eugenio de Liguoro, el director, destaca en la realización general del film, porque supo imprimirle bríos al argumento; manejó también la cámara y logró atrayentes enfoques.

Insustancial la labor de Julita Pou, y discretos los galanes: Rodolfo Onetto y Raúl del Valle.

La técnica total jalona un éxito más de Estudios VDB.

Artículo publicado originalmente en:
Revista Vea, nº314, 18 de abril de 1945.