ESPECIALES
Especial: 10º FECISO + 4 películas online
Por Cinechile

El año 2007 se realizó el primer Festival de Cine Social y Antisocial. Ya han pasado 5 años y ya van diez ediciones (se realizan dos versiones al año). En un Chile abarrotado de festivales de cine por todo el país, FECISO se alza aún como una alternativa distinta.

PELÍCULAS ONLINE
El destapador, de Carolina Adriazola y José Luis Sepúlveda
 
Santo Tomás, entre los pacos y la iglesia, de Juan Carreño y Cristóbal Donoso
 
Nueva Escuela, de Sebastián Gumera
 
Lautaro, 500 años en guerra, de Vicente Montecinos 
 
Las nuevas superficies del cine social: Santo Tomás y el Nuevo Amanecer
 

El principio del FECISO es llevar el cine (junto a músicos, poetas y otras actividades comunitarias) a poblaciones que están fuera de la órbita a la que casi la totalidad de los festivales (no sólo de cine) se enfocan. Es decir, a poblaciones como La Victoria, La Legua, otras de la comuna de La Pintana y La Granja, en donde existe un público objetivo que no es un “target” (hablando en conceptos publicitarios) muy deseado, dado su limitado poder de consumo.

Pero ese cine no es cualquier cine. Lo que ahí se proyecta es un cine que corre por otros carriles distintos al de las películas que llegan a la cartelera comercial o que se hacen con sentido academicista o para el público más entendido. Las películas acá son realizadas mayormente sin subvenciones, fondos, ni tampoco se juegan la vida en mesas de negocios. Las películas que FECISO muestra, estrena y difunde tratan de temáticas contingentes, con acidez y con el desparpajo de quien no le debe a nadie. Es un cine independiente desde todo punto de vista, que no le importa formar industria, ni hacer sustentable sus prácticas. Es sólo la urgencia de decir o mostrar algo y ese algo es violento, duro, pobre y urgente.

Ese cine hecho a pulso, por jóvenes realizadores con nimios recursos, no es por esto pobre técnicamente. Esa pobreza amalgamada con las ansias de mostrar, se convierte en películas coherentes con sus temáticas. Es un pulso nervioso y enrabiado, es la realidad de los marginados, o más bien, de los sectores invisibilizados audiovisualmente, ya sea la TV o el cine.

Son películas sobre los movimientos sociales de las comunas en donde las elecciones de alcalde no importan, son personajes reales y no actuados por actores reconocidos, son películas sin pretensiones historicistas, ni efectistas. Son películas puntudas, removedoras.

En esta “era del digital”, su distribución fuera del FECISO y de uno que otro festival o muestra, es sólo a través del internet y del viejo mano a mano (o del link a link). Por el valor de su existencia, por ese cine que debería ser tan visto como por el que representa a Chile en los festivales más prestigiosos, es que en Cinechile consideramos fundamental promoverlas. Lo hacemos acá con 4 de ellas estrenadas en distintas versiones del FECISO, con textos que las presentan y plantean miradas sobre ellas.

Poro esto hemos realizado este especial, como un homenaje a las diez ediciones de FECISO, pero también dejando en claro que el cine que el festival promueve, y que forma parte de esta enciclopedia del cine chileno, también hace historia.