“El Padre Pitillo” (Boletín Cinematográfico)
Películas relacionadas
Personas relacionadas

PRODUCCION: Chilena Films Distribuye Bard y Salas Ltda.

DIRECCION: Roberto de Ribón.

ARTISTAS PRINCIPALES: Lucho Córdoba, Conchita Buxón, Chela Bon, Nicanor Molinare, Semillitas y Teresita, Carmen Moreno.

CARACTER: Comedia.

HABLADA: En castellano.

NUMERO DE PARTES: 9.

CENSURA: Solo mayores.

Clasificación: Sobresaliente.

Apreciación comercial: 4

DURACION: 1 hora 18 minutos.

Estrenada: En los teatros Santa Lucía y Continental el Martes 12 de Febrero. (Premiere el Lunes 11 de Febrero, en el Teatro Santa Lucía).

CONCURRENCIA: Teatro lleno.

LOCALIDADES: Platea $ 15.- Balcón $ 12.- Paraíso $ 4.-

ASUNTO: El sacerdote de un pueblo se ve envuelto en varios líos al amparar a una jovencita que va a ser madre, engañada por un joven de una de las familias más adineradas del pueblo la cual no quiere que éste se case por ser ella una niña pobre y descontenta con el escándalo de que han sido objeto lo acusan al obispo; cuando el Padre Pitillo va a verse obligado a renunciar a su parroquia descubre que su protegida se ha casado en secreto con el joven y que ya ha nacido el hijo de ambos, por lo que es perdonado por el obispo, entregándole nuevamente su parroquia y bautizando en ella al niño, siendo los padres del joven ya reconciliados con él, los padrinos.

Breve comentario: Los estudios cinematográficos de Chile Films han llevado a la pantalla el difundido sainete del escritor español Carlos Arniches. Su realización, aunque no muy acertada logra impresionar buenamente al público. La cinta se aparta del ambiente local a que estamos acostumbrados en las producciones nacionales y entra al campo de la producción internacional. La obra está bien dirigida bajo la mano de Roberto de Ribbon a pesar de que en algunos pasajes se advierte cierta inseguridad; el desarrollo logra interesar al espectador dentro del ambiente de vida eclesiástica en que se desenvuelven los sucesos que forman el argumento de la pieza. La película ha sido llevada a la pantalla con un numeroso conjunto de artistas encabezados por Lucho Córdoba, cuya actuación ya es lo suficientemente conocida y apreciada, encarna en este caso al sacerdote, párroco del pueblo en que se desliza la obra; está magníficamente secundado por un grupo homogéneo de buenos artistas; entre ellos encontramos a los artistas argentinos Semillita y Teresita, cuya presencia en este film consideramos que no se justifica, ya que el papel que les han asignado no es de gran lucimiento y lo podrían haber realizado cualquier pareja criolla. El acompañamiento musical a cargo de Nicanor Molinare tiene momentos lucidos que caen en gratos al oído; buena fotografía y presentación escénica adecuada al ambiente eclesiástico en el que se desarrolla el film, presentando en forma discreta la parroquia y sus derivados. Película que será bien recibida por el público de cualquier sala que se exhiba, constituyendo un éxito comercial su presentación.

PROPAGANDA: Muy abundante.

PARA EL PROGRAMA: Una película chilena que le hará reír viendo los enredos en que se verá envuelto el Padre Pitillo, un sacerdote de campo desordenado y comprensivo encarnado por el gran actor teatral y cinematográfico, Lucho Córdoba. Y que le hará emocionarse contemplando a la ingenua y dulce muchachita del pueblo protagonizada por Chela Bon.

Artículo publicado originalmente en:
Boletín Cinematográfico, Viernes 22 de febrero de 1946.